Gru
26
Luis Miguel, en Buenos Aires

Nacido en Puerto Rico pero nacionalizado mexicano, el último rey de la canción latina se encuentra desde el 7 de noviembre en el país, cuando se presentó en Corrientes, actuando luego en la ciudad de Córdoba (dos fechas en el Orfeo Superdomo), Rosario y San Luis.

En este recorrido argentino ya vieron a Luis Miguel cerca de 100.000 personas, cifra que igualará con sus cuatro conciertos con localidades agotadas en Vélez y la noche de gala en Costa Salguero que se realizó el martes.

El tránsito argentino del Luis Miguel Tour 2010 no se detiene en Buenos Aires sino que continúa en Trelew (1 de diciembre), Neuquén (el 3), Bahía Blanca (el 4) para cerrar el 5 en Mar del Plata, desde donde viaja a Santa Cruz, Bolivia, para un show el miércoles 8 de diciembre.

Famoso por sus reclusiones donde evita toda relación con la prensa y el público y por disponer de un pequeño „ejército personal” que lo aleja de contactos indeseados, el cantante obliga a apagar todas las luces del backstage antes de salir a escena, sólo bebe agua mineral de las islas Fidji en sus giras y exige que en su camarín haya un jacuzzi, toallas negras y blancas, quesos de primera línea, nueces y frutas de estación.

Baladas románticas, boleros y canciones pop componen el último trabajo discográfico de Luis Miguel, titulado „Labios de miel”, en el que hay temas de Armando Manzanero y otros del cantante en coautoría y que salió a la venta en agosto pasado poniendo fin a una serie de rumores que hablaban de una enfermedad incurable del astro de la música latina.

Según los shows previos que viene realizando en esta gira en la que está acompañado por una imponente orquesta de 16 músicos, el show arranca con „Suave” y „Te propongo esta noche”, en el medio ofrece temas como „Con tus besos”, „Entrégate”, „La incondicional”, „Tres palabras”, „La barca”, „Tú o ninguna”, „Te necesito” y cierra con „Labios de miel”, el corte de difusión de la última placa.

Dietetyczka Kraków
Zabawki kreatywne

Conocido como El Sol de México y nacido hace 40 años en San Juan de Puerto Rico, Luis Miguel fue un niño precoz en el mercado discográfico, debutando con el álbum „Un sol”, tan sólo con 12 años.

A los 15 batió un nuevo récord, al convertirse en el cantante latino más joven en ganar un Grammy por su interpretación de la canción „Me gustas tal como eres”, realizada a dúo con la cantante escocesa Sheena Easton.

Hijo del cantante mexicano Luisito Rey, que lo introduce en el negocio de la música, luego de su rutilante debut, todo es éxito en la carrera profesional de Luismi.

Hasta el momento, lleva vendidos 60 millones de copias de sus discos y ganó 10 premios Grammy, cuatro de Estados Unidos y seis latinos.

Además, sus álbumes con Manzanero fueron no sólo éxitos de ventas sino también una nueva oleada comercial para el bolero, así como el que hizo con rancheras.

Entre tanto, su vida pasa lejos de las miradas indiscretas, dejándose ver tan sólo con motivo de la presentación de sus discos, en esporádicos programas televisivos y en los shows con los recorre el mundo, como los que ofrece en estos días en Argentina.